El pasado jueves 24 de agosto, Asomedios ofreció una misa por el eterno descanso de Juan Carlos Pava Camelo en la capilla del Gimnasio Moderno de Bogotá, con la asistencia de familiares, colegas y amigos. Será recordado por todos como un hombre de una calidad humana excepcional y un gran sentido del humor, que durante muchos años formó parte activa del gremio y de la Junta Directiva, siempre comprometido con las causas de la industria y el bienestar común.

Es una gran pérdida para la industria de la radio en Colombia, pues dedicó su vida a la radiodifusión y llegó a ser una persona muy reconocida y admirada.